Archivo | 9:36 am

Las cosas mejor no planearlas

1 Mar

Ayer viví un día de esos inesperados, en los que crees que vas hacer una cosa y de repente una llamada de teléfono te cambia todo. Me encanta.

Hay que dejar lugar a la improvisación y a no planear las cosas mucho, cada día creo que es más así y mejor aún no hace ningún juicio antes de que ocurran, porque la sorpresa es mayor.

Ayer tuve la suerte de ser una de esas pocas personas que entran en las extensas propiedades de un ex – ministro de la época del PP y nos ofrece todo lo que tiene como si fuese cualquier cosa.

Me sentí como si estuviera en los viñedos de los Osborne. Tuve mil sensaciones imposible de describir, tantas impresiones, buenas y diferente de lo que yo había vivido hasta ahora me dejaron incluso cansada. El enclave de la casa es inmejorable, las condiciones de la casa perfectas.

Fue un día tan atípico que no sé como nos vimos ahí.

Buenos días hoy prosigo con mi búsqueda de trabajo.

Anuncios