Archivo | 8:37 pm

Qué tal?

12 Abr

A pesar de que esta mañana me ha caído el diluvio universal y el desbordamiento del río Ebro estaba dentro de mis zapatos, he terminado el día muy contenta. Ha llovido a mares cuando venía a comer al medio día y como si en los dibujitos animados estuviera, he escurrido los calcetines al llegar.

Mientras reposaba la comida estuve viendo friends, lo están reponiendo una vez más. El capitulo iba de la boda de Ros con Emily en Londres. Me ha hecho gracia la coincidencia de fechas. Además en estos capítulos hay una parte en la que Monica y Shaedler comienzan a salir en secreto y el primero que los descubre es Joey. Jose y yo empezamos más o menos de una manera parecida y recuerdo el día que se lo conté a Carly, haciéndole la comparación con Friends, Yo soy Mónica, Colombi Shaedler y tú Joey… se quedó cuadrado.

Camino de nuevo a la oficina pensaba que la tarde sería amena, vería a mi primer cliente y entraría en materia por fín, también iba con dudas de cómo mi jefe me introduciría, de cómo sería él como ponente, qué me diría después de la cita etc,.. Me he llevado una sorpresa genial de como ha expuesto los hechos y las claves que le ha explicado al cliente y cuando hemos salido me ha preguntado “¿qué tal, qué te ha parecido la reunión?”. Jo, ahí me ha entrado una pena enorme, me he acordado mucho, muchísimo de Dani. Ha sido un palo, por que me he dado cuenta de que ya tenía otro jefe que no era el que decía Buenassss, ni ay la leche, ni sus vocablos anglosajones que han creado escuela. Y me he dado cuenta de que al llegar no tendría a los niños para preguntarme qué tal y yo les contara, porque me gustaba contarle las cosas para que ellos tampoco se perdieran nada…  Lo vivía todo con tanta novedad, quería compartirlo todo el rato. Lo cierto es que cuando ellos llegaban de sus reuniones yo también les preguntaba qué tal. Dani siempre que saliamos de una reunión o veníamos de una visita o nos hacía una presentación una empresa me preguntaba “qué tal, qué te ha parecido” y si no comentaba nada me decía “no me has dicho nada de la reunión”.  😦

Por otro lado al menos sé que tengo un jefe que le gusta también comentar estas cosas. Me ha dicho que para las empresas de Madrid ( yo no sabía que llevaban empresas en Madrid) prefieren que lo haga yo, que según ellos me conozco mejor la idiosincracia. 😀

Al llegar a la oficina, Emi, me ha preguntado qué tal me había ido y me ha contado algo que no sabía y me ha dado mucha alegría. Los viernes salgo a las 3, se trabaja de 8 a 3 y a veces se van a las 2 a tomarse unas tapitas. ¡Qué genial!. La verdad es que después de la visita he quedado bastante satisfecha, muy animada y con ganas de hacer muchas cosas. Estoy contenta

Mari vespi

London, espérame que voy.

Anuncios