Archivo | 9:12 pm

Regalos inesperados

7 Oct

Desde hace días recibo unos cuantos regalos inesperados, debe ser que quien me los regala sabe que mi cumpleaños se aproxima y no sabe la fecha exacta.

He de decir, que no me terminan de gustar y no son de mi disfrute y no sé qué hacer con ellos, porque quien me los regala parece estar bastante entusiasmado y finalmente no recae en mí la distracción.

Cada día temo, al igual que mis compañeros que reciben flores, tener un regalo nuevo. Pero no se puede luchar contra el instinto y el impulso de una gata que te trae trofeos a casa.

Saltamontes, cucarachas chiquititas, polillas… la gata debe estar agradeciéndome algo y de verdad no sé el qué. Mi pobre CAT.