Recuperando el oído

6 May

Es curioso que cuando aprendes un idioma y no lo practicas nada, la velocidad a la que perdemos la agilidad de poder hablarlo e incluso entenderlo es pasmosa.

Desde siempre he tratado de ver las películas en versión original, ya fuera del idioma que fuera, pero mucho más si eran en italiano, francés o inglés. Ahora a las de inglés incluso intento no ponerle el subtítulo para tratar de hacer un esfuerzo mayor.

En la empresa que trabajo, que es francesa, la mayoría del personal es francés y obviamente hablan en ese idioma. Me encanta que en un día y medio mi oído se ha puesto las pilas y trato de seguir las conversaciones, sobre todo, me fijo mucho en la pronunciación de ciertas palabras que yo decía fatal. Lo genial, es que mis compañeras me hablan en francés a mí, porque yo se lo he pedido, ojalá que además de aprender cosas nuevas, me lleve de esta empresa un refuerzo en una lengua que hace tiempo que quiero hablar mucho mejor y porqué no la posibilidad de poder trabajar en París una temporada… ayyyy París.

Me pega tanto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: